General Gamarra: “regidor Ávalos, de todos modos, será denunciado ante Fiscalía”

Se complica situación de Jacobo Ávalos Dongo; el regidor provincial de Huaura que dijo públicamente que “a la Policía se le respeta, pero previo pago” haciendo alusión a los 150 soles que le dio a tres custodios del orden a cambio de que le recuperasen objetos que le fueron robados del interior de su vehículo y cuyo acto es interpretado por mucha gente como un presunto acto de corrupción.

En declaraciones el jefe de la Dirección Territorial Lima Provincias, general Abel Gamarra, anunció que este hecho viene siendo investigado por Inspectoría Regional PNP y que los efectivos que supuestamente habrían incurrido en delito (pues no tenían por qué haber pedido ni tampoco recibido plata) son tres, entre los que se encuentran dos suboficiales y un oficial, los cuales pertenecerían al Depicaj (Departamento de Investigación Criminal y Apoyo a la Justicia).

Sin embargo, la expresión más relevante de lo manifestado por el jefe policial radica en que, a su juicio, el concejal Ávalos de todos modos tendría que ser denunciado ante la Fiscalía Penal. Sobre esto, Gamarra textualmente explicó que: “en caso Inspectoría encuentre responsabilidad en los policías, los implicados serán inmediatamente denunciados por su evidente inconducta, pero al mismo tiempo el regidor, por ser supuesto corruptor, también tendría que ser incluido en dicho proceso. Pero en el caso de que se determine la inocencia de los efectivos en alusión y estos ya no sean denunciados, lo propio no podrá ocurrir con la autoridad municipal, ya que entonces a él lo demandaríamos por haber soslayado o vapuleado a nuestra institución”, precisó el alto oficial.

En tal sentido, queda claro que Ávalos Dongo, quien fue electo como concejal por la agrupación Concertación para el Desarrollo Regional – La Familia, se habría puesto (como criollamente se dice) “la soga al cuello” hasta el extremo de él mismo haberse involucrado en un acto por el cual podría ser denunciado penalmente, procesado por la justicia, quizá sentenciado y finalmente vacado de su función como regidor.

En la comunicación telefónica hecha desde Cañete, el general Gamarra añadió que “personalmente, le he alcanzado a los responsables de Inspectoría PNP el audio conteniendo las declaraciones de Jacobo Ávalos a fin de que adopten las acciones correspondientes. Esa ha sido mi única intervención, pues en la Policía tenemos canales que hay que respetar y eso es lo que precisamente estoy haciendo al dejar absoluta libertad para que lleven a cabo sus investigaciones. Yo por mi parte ni siquiera he entablado conversación y creo que tampoco lo haré con los aparentemente involucrados en este delicado caso”, finalizó el oficial.

Fuente: Ecos Huacho