Peligra el crecimiento anual de 15% en consumo de pisco

El presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Pisco, Sr. Jaime Marimón advirtió hoy que el avance que se ha logrado hasta el momento en la promoción del consumo interno de nuestra bebida de bandera correría peligro, si el Pleno del Congreso le da luz verde al dictamen aprobado por la Comisión de Defensa del Consumidor que obliga a los productores de bebidas alcohólicas a ampliar al 33% de la etiqueta el espacio de advertencia sobre los riegos del consumo de este producto y que se coloquen imágenes que lo desincentiven.

“Ya hemos cumplido cuatro años con un crecimiento de 15% a nivel nacional y, aunque hemos tenido grandes logros, aún estamos comenzando en la carrera por posicionar al pisco como la bebida de preferencia de los peruanos. Todo esos esfuerzos se desperdiciarían si se aprueba una ley que nos obligaría a presentar la bebida de bandera como un producto dañino, cuando, más bien, su consumo moderado es beneficioso para la salud”, comentó Marimón.

Como se conoce, la Comisión de Defensa del Consumidor aprobó este mes un dictamen que señala que en un tercio del área total del empaque, envolturas o afines que se utilicen para la comercialización de cualquier bebida alcohólica, se deben consignar imágenes de advertencia de las consecuencias de su consumo en exceso y en caracteres legibles la frase “tomar bebidas alcohólicas en exceso es dañino y conducir en estado de ebriedad es delito”.

“El problema es que una imagen de advertencia podría ser la de un auto chocado. Imagínate lo que esa imagen podría dañar los atributos de calidad superior, experiencia de consumo y la identidad que hemos logrado darle al pisco hasta ahora. El daño es incalculable”, opinó.

Indicó que este proyecto de ley, promovido por el congresista Yohny Lescano, sólo busca réditos políticos.

Por su parte, el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Pisco envió una carta al presidente Ollanta Humala y al presidente del Congreso, Víctor Isla, advirtiendo que este tipo de detalles en las botellas de pisco pueden impactar en la precepción del consumidor y reorientar sus preferencias hacia otros productos como el tequila mexicano o el vodka ruso.