Gobierno desactiva Programa Integrado de Nutrición Infantil que beneficiaba a 600 mil niños.

La ministra de Desarrollo e Inclusión Social, Mónica Rubio, terminó ayer en la práctica dándole la razón a la ex primera dama Pilar Nores.

La ministra de Desarrollo e Inclusión Social, Mónica Rubio, terminó ayer en la práctica dándole la razón a la ex primera dama Pilar Nores.

690311

Según explicó Rubio, el gobierno ha desactivado el Programa Integrado de Nutrición Infantil (PIN). Este –según cifras del Ministerio de Economía– proveía alimentos a 600 mil niños y niñas menores de tres años, así como a las mujeres gestantes y lactantes de las zonas más pobres del país. Se les entregaba papilla y una canasta de alimentos. Adicionalmente, a través del Ministerio de Salud, se complementaba la alimentación con multinutrientes.

“El Pronaa atendía a los niños de 0 a 3 años y el Qali Warma no. […] El objetivo de Qali Warma es proveer alimentación a los niños en edad escolar […], este no es un programa que atiende el tema de desnutrición crónica”, deslindó Rubio.

Al preguntársele a la ministra cómo ha atendido su sector, en estos dos años de gobierno, la desnutrición crónica de los niños de 0 a 3 años, respondió que el ministerio ha realizado una serie de “evaluaciones y estudios” que muestran que para este segmento de la población lo que mejor funcionan son las intervenciones multisectoriales, que incluyen apoyar la lactancia materna, mejorar el agua y desagüe, entre otros.

Un día antes, Pilar Nores había criticado que actualmente el único programa que velaba por los niños de 0 a 3 años era Cuna Más y que solo atendía a 56 mil niños, para una población de un millón y medio.

Justamente ayer Rubio al presentar las cifras de su sector confirmó que a junio del 2013 Cuna Más había atendido a 56 mil niños –cifra que advirtió Nores– y proyectó que para diciembre llegarían a los 100 mil niños.

Cuando se le pidió a Rubio que precisara si en la nueva visión integral para atender a los niños de cero a 3 años se ha previsto la entrega de alimentos, respondió que no.

“Si usted se está refiriendo concretamente a que si nosotros vamos a volver al tema de la papilla, la respuesta es no, porque la papilla no funciona. Lo que sí funciona es la suplementación de micronutrientes”, puntualizó la ministra.

Según dijo, no hay evidencia de que la papilla tuviera impacto en reducir la desnutrición infantil. “La papilla no funcionó. Es ante esa evidencia que el PIN infantil se desactivó”, explicó.

Apoyó su argumentación en que entre 1996 y el 2005 “la época que se daba este alimento” la desnutrición infantil bajó en apenas 2 puntos y que entre el 2007 y el 2012 cuando se empezaron a aplicar acciones multisectoriales bajó 10 puntos. “No lo digo yo lo dicen los estudios y evaluaciones serias”, dijo.

¿MULTINUTRIENTES SUSPENDIDOS?
Pilar Nores también había criticado que este gobierno suspendiera durante ocho meses la entrega de multinutrientes.

“Hay que ver qué se sacrifica, lo último deben ser los niños de 0 a 3 años. Se desactivó durante 8 meses el reparto de chispitas nutricionales indispensables para nuestros niños que comen poca proteína. […] Se volvió a repartir, pero solo hasta los 3 años, ¿por qué no cubrir hasta los 5? Una limitación sin sentido”, criticó Nores .

Al respecto, Rubio recordó que hace unos días la ministra de Salud, Midori de Habich, anunció que la entrega de multinutrientes se hará universal, pero a partir de enero del 2014.

La viceministra de Prestaciones Sociales, Paola Bustamante, aseguró que el dinero con que se compraba la papilla se ha transferido al Ministerio de Salud para la adquisición de micronutrientes. “En diciembre el Pronaa [antes de ser desactivado] compró micronutrientes. Este año se han entregado”, aseguró .

Se excusó de ofrecer cifras de lo distribuido en estos meses porque eso le correspondía al Ministerio de Salud.

EL COMERCIO