Alberto Fujimori retorna a prisión tras superar problemas respiratorios

El expresidente Alberto Fujimori regresó a prisión tras haber estado ingresado en una clínica local donde fue ingresado por problemas respiratorios, informó el domingo el Instituto Nacional Penitenciario (INPE).

Alberto Fujimori «retornó en una ambulancia sin novedad la tarde del sábado a prisión», dijo a la AFP un vocero del INPE.

El exmandatario de 82 años fue internado el viernes para ser sometido a pruebas que determinen si la causa de sus problemas respiratorios son por causa del COVID-19, declaró Keiko Fujimori.

Según Keiko Fujimori, su padre dio negativo a una prueba rápida de antígenos de COVID-19 la noche del viernes, pero los médicos recomendaron esperar el resultado de un test PCR, de mayor fiabilidad, que se le practicó para descartar un eventual contagio del virus respiratorio.

«Los últimos días ha estado durmiendo (asistido) con oxígeno», indicó la lideresa de Fuerza Popular, de 45 años.

25 AÑOS DE PRISIÓN
Alberto Fujimori cumple una condena de 25 años de prisión en el penal de Barbadillo. En mayo del año pasado, el Poder Judicial declaró improcedente el habeas corpus presentado por sus familiares para que pueda abandonar el establecimiento penitenciario ante un posible riesgo por la COVID-19.

El juzgado evaluó el recurso de los hermanos Fujimori Higuchi, pero determinó que el exgobernante no corre riesgo de contraer el coronavirus ya que es el único reo en el dicho penal.

Es más, la magistrada Adriana Zulueta precisó en ese momento que Alberto Fujimori cuenta «con servicio de salud equipado con cama clínica y camilla, a cargo de un médico general con horario de ocho de la mañana a dos de la tarde y tres técnicas en enfermería con turnos de 24 por 48 horas».