‘Lapadula’ danés prefiere a Dinamarca, pero se inclinaría por Perú para llegar al Mundial

Complicada decisión. El buen presente de Oliver Sonne en el fútbol danés hizo que su nombre empiece a sonar en el radar de la selección peruana. El joven lateral de raíces incaicas se mostró contento ante las recientes palabras de Juan Reynoso y se entusiasma por la posibilidad de vestir la Bicolor.

Como lo mencionó el ‘Cabezón’, su intención es tener un universo amplio de futbolistas con miras a las próximas eliminatorias. “Nos interesa invitar a los microciclos a los jugadores con ascendencia peruana. Es un nicho que nos llama mucho la atención. La idea es conocerlos, convencerlos y demostrarles que acá tienen una opción”, sostuvo en conferencia de prensa.

Ante este escenario, el carrilero de 21 años del Silkeborg IF se pronunció sobre su deseo de representar al país de su abuela. “La posibilidad está ahí, aunque es todo muy reciente. Tendría que pensar bien a qué nación quiero representar, pero sería magnífico jugar por el Perú y, quién sabe, hasta vestir la camiseta peruana en el próximo Mundial 2026, que es una de mis aspiraciones”, manifestó en diálogo con RRP Deportes.

Si bien el defensor sostuvo que su primera opción es la selección europea, remarcó que le gustaría tener una chance en la Blanquirroja. “Es difícil elegir, porque mi vínculo con Perú es muy reciente y tendría que pensarlo. Nací y crecí en Dinamarca, aquí están mis amigos y mi familia, así que sería mi primera opción, considerando que quisieran contar conmigo. Honestamente, no creo que pueda elegir entre ambos en este momento, pero si Perú me diera la oportunidad de jugar como lateral derecho, encantado”, agregó.

Asimismo, enfatizó que en Dinamarca hay una competencia fuerte en su posición y considera que en el cuadro incaico tendría más minutos. Recordemos que en su puesto competiría con Luis Advíncula.

“Es complicado. Actualmente existe mucha competencia en Dinamarca. Hay como siete u ocho laterales derechos por delante de mí, todos excelentes deportistas, así que entrar a un equipo danés no es cosa fácil. Por eso, si me ofrecieran ocupar un puesto en la selección peruana y ser considerado como jugador principal, aceptaría sin dudarlo. Daría lo mejor de mí en cada partido”, puntualizó.

Por otra parte, Sonne confirmó que ya tuvo un acercamiento con la FPF y viene haciendo los trámites necesarios ante una eventual convocatoria. “Puedo afirmar que mi agente ya hizo contacto con uno de los miembros de la Federación Peruana de Fútbol. De hecho, en este momento está trabajando en localizar la documentación que demuestre que mi abuela nació en Perú para concretar mi vínculo con ustedes. Terminado ese proceso, empezaremos con los trámites que me permitan estar apto para jugar por el Perú”, concluyó.